RINOPLASTIA

La rinoplastíua es uno de los procedimientos más solicitados en cirugía plástica. La naríz puede ser modificada quirúrgicamente por motivos estéticos, estructurales o funcionales.

El objetivo de la Rinoplastia es el de mejorar la forma, tamaño y apariencia general de su nariz, mejorando el balance de su nariz con el resto de las estructuras de la cara. Ha sido diseñada para reducir exceso de cartílago y hueso en la nariz, removiendo irregularidades y curvas prominentes para dar rectitud, suavidad y usualmente una apariencia más pequeña, aunque también podemos realizarla para aumentar en los casos que así se requiera.
Actualmente la Rinoplastia busca que la nariz devuelva la armonía facial del paciente. Es decir que un resultado óptimo, generalmente, hace que la nariz siga los rasgos estructurales de la cara. Uno de los objetivos principales del cirujano es producir narices que luzcan como “no operadas”.
Es un procedimiento ambulatorio que dura entre 1- 2 horas y la recuperación va de 3 a 7 días. Se recomienda para pacientes mayores de 15 años momento en que la naríz está completamente desarrollada.